El oficio de historiador según Manuel Moreno Fraginals

Si se repasan los obituarios, semblanzas y testimonios publicados tras el fallecimiento de Moreno, sorprende la variedad de rasgos y cualidades que quienes lo conocieron apreciaban en su persona. Generoso, entusiasta, halagador, grandilocuente, apasionado, veleidoso, estilista, galante, fantasioso, transgresor, son solo algunos calificativos tomados al vuelo de un inventario muy nutrido, en el cual también se pondera su excelencia profesional, su leal amistad, su fino humor, su elegancia y hasta su atractivo dandismo. Entre esos y otros atributos, hay uno que a nuestro juicio resulta clave para comprender la trayectoria de este autor: la inquietud... 

Oscar Zanetti Lecuona